Horror en Santiago del Estero: una mujer quiso incendiar el auto de su ex y quemó a su hijo de 2 años

0
18
CePSI Eva Perón de Santiago del Estero
El niño está internado en el hospital infantil de Santiago del Estero (Captura de Google)

La sagrada siesta de La Banda, en Santiago del Estero, estuvo cargada de horror el último sábado, cuando una mujer se dirigió a la casa de su ex pareja y, en su intento de incendiarle el auto, terminó quemando a su hijo de 2 años, quien ahora pelea por su vida.

Eran cerca de las 14.30 cuando Josefina, de 24 años, arribó en moto al Grupo 3, sector C del barrio Salido, en la mencionada localidad santiagueña. Con ella viajaba su pequeño hijo. Totalmente fuera de sí, con un bidón de combustible en la mano, fue directamente a rociar el Volkswagen Suran de su ex, de apellido Ríos.

La violencia fue escalando en la mujer. Tras volcar el combustible en el parabrisas del vehículo, según testimonios recogidos por la Comisaría 14 revelados a Diario Panorama, tomó una piedra y rompió el vidrio para que la nafta ingresara al auto. Inmediatamente, arrojó un cigarrillo encendido para iniciar la combustión, pero no lo logró.

Absolutamente enceguecida, tras ese primer fracaso, dio unos pasos hasta un plástico, derramando combustible en su camino, y lo prendió con un encendedor. Las llamas se vieron de inmediato. Descontrolado, el fuego no solo llegó hasta el auto, sino que además envolvió las piernas de la mujer, por lo que el pequeño corrió a abrazar a su madre y también quedó envuelto. Mientras tanto, los vidrios del Suran estallaron, por lo que su dueño, alertado por el ruido, salió a ver qué pasaba.

Al abrir la puerta y ver lo que estaba pasando, rápidamente rescató a su hijo. Lo envolvió en un trapo y lo llevó en moto al CIS Banda, donde le realizaron las primeras atenciones de urgencia. Con quemaduras de 1° y 2° grado en todo el cuerpo, decidieron trasladarlo al CEPSI, donde permanece en estado crítico.

Según le informó la Dra. Eugenia Gauna, directora del CEPSI, a Panorama, el niño se encuentra “grave, en asistencia respiratoria mecánica y bajo el control de profesionales de terapia y quemados”, luego de ingresar “por quemadura grave por fuego directo y síndrome inhalatorio”.

Por su parte, Josefina fue atendida por la nueva pareja de Ríos, quien la ayudó a apagar las llamas que cubrían sus piernas. Luego, fue trasladada al hospital de La Banda, donde quedó internada en condición de detenida.

Los testimonios reproducidos por la prensa local indican que la mujer tendría problemas de adicciones y solía pedirle dinero a Ríos, de quien se separó hace unos dos años. Aparentemente, una negativa a una solicitud de ese tipo la habría llevado a realizar el ataque.

La investigación está a cargo del fiscal de turno Hugo Herrera, quien supervisó en el lugar de los hechos todos los trabajos llevados adelante por Criminalística.