Muerte de la nutricionista en Mar del Plata: una pericia determinó qué droga consumió

0
39
FLORENCIA YTURRIOZ
Florencia murió el pasado 14 de enero en Mar del Plata donde fue a vacacionar con amigas

La nutricionista de 26 años que falleció el pasado domingo 14 de enero, después de haber asistido a una fiesta electrónica en un boliche del Sur de Mar del Plata, había consumido droga. Así lo confirmaron los exámenes toxicológicos que fueron realizados este lunes 23 de enero en el laboratorio de química legal de Policía Científica.

Según confirmaron fuentes de la investigación a Infobae, la pericia reveló que Florencia Yturrioz había ingerido éxtasis. El resultado comprobó algo que, de alguna manera, había anticipado el examen de sangre que le realizaron en el Hospital Interzonal General de Agudos (HIGA) y en el que se detectó la presencia de anfetamina y metanfetamina, principal ingrediente que tienen las pastillas de éxtasis.

De momento, la Fiscalía N°4, a cargo de Fernando Berlingeri, espera los resultados de la pericia histopatológica, complementaria a la autopsia, para terminar de esclarecer los motivos de la muerte de la joven. El primer análisis forense reveló que falleció como consecuencia de una insuficiencia respiratoria que podría ser consecuente o posterior a una intoxicación por ingesta de drogas”.

La inesperada y trágica muerte de Florencia Yturrioz sucedió mientras la joven vacacionaba con sus amigas. Hasta el momento, los investigadores ya lograron reconstruir cómo fueron los momentos previos a su deceso. De acuerdo con la línea de tiempo trazada por el fiscal, todo comenzó el sábado 13 de enero cuando las jóvenes fueron a una fiesta de música electrónica en el reconocido balneario MUTE, ubicado cerca de la zona del Faro.

Muerte de la nutricionista cronología Florencia Yturrioz
Cronología de la muerte de Florencia Yturrioz

Al salir del lugar, el grupo se dirigió al departamento que habían alquilado en la avenida Colón al 1426, a entre Alsina y Olavarría. Al llegar, a las 7.30 am del domingo 14, Florencia decidió no quedarse en el lugar: quería continuar la salida. Diez minutos después, la nutricionista salió del edificio, se dirigió a una panadería (ubicada a metros del lugar, sobre avenida Colón) y le preguntó a un grupo de chicos que estaban en el local si sabían de algún “After”.

El grupo le dijo que no sabía de ninguno, pero la invitó a tomar mate. Eran varios: chicos y chicas. Fueron a playa Las Toscas, donde estuvieron casi tres horas. En ese lapso de tiempo, de acuerdo al testimonio de un testigo clave, que se presentó este miércoles ante el fiscal Berlingeri de manera espontánea, no vio a Florencia ingerir ningún tipo de sustancia. Solo tomó agua.

El testigo que, además aportó fotos y videos de ese momento, también describió el comportamiento de la joven aquel domingo. Dijo que “se movía todo el tiempo” y que “bailaba y revoleaba los brazos para todos lados”. “Estaba hiperactiva y con verborragia”, aseguró, según confiaron fuentes de la investigación a Infobae.

Esas mismas fuentes también agregaron que se le tomó testimonial a un guardavidas que estaba en esa playa. El hombre aseguró recodar al grupo y a Florencia. Contó que los vio con mate, facturas y escuchando música. Al igual que el otro testigo destacó que la joven estaba “hiperactiva”.

Florencia Yturrioz
Florencia y su novio, Santiago

Alrededor de las 10.40, la nutricionista emprendió la vuelta. Llegó al departamento descompuesta. Asustadas, sus amigas llamaron a emergencias. De inmediato, una ambulancia del SAME la trasladó al Hospital Interzonal General de Agudos, donde ingresó con fuertes convulsiones, a las 12.18. Cuatro horas más tarde falleció.

Tras la muerte de Florencia, su familia dijo a los medios platenses que, para ellos, alguien la había engañado, colocándole alguna sustancia en la bebida. Sin embargo, esa hipótesis no prosperó. “Todo indicaría que hubo un consumo y que se trató de un acto privado de la víctima”, dijo a Infobae una fuente del caso.

En ese contexto, la línea de investigación apunta a encontrar al proveedor o vendedor de las sustancias. Para eso, el fiscal se encuentra analizando cámaras de seguridad junto a personal del Centro de Operaciones y Monitoreo (COM) de Mar del Plata.