No hay crisis para Maru Botana: abrió una pastelería y un scon cuesta $ 3 mil

0
104

Después de tanto pensarlo, Maru Botana se animó a abrir un local en Barcelona, la ciudad donde estudia uno de sus hijos. Está acostumbrada a viajar seguido y en uno de los tantos paseos en familia encontró un negocio perfecto para montar su pastelería, que se suma a todas las de Buenos Aires.

“Un sueño puesto en funcionamiento. Hace un poquito más de 30 años que comencé mi camino en pastelerias. La primera fue en la calle Suipacha, después siguieron las de Belgrano y en pandemia abrimos un centro de producción. Hace 5 meses abrí en Pilar y ahora en Barcelona. Quería que mi marca trascendiera y acercar los mundos. Esta gran aventura no es nada facil, pero aquí estamos. Gracias a todos los que vienen a visitarme, a los que me abrazan y me piden fotos”, escribió el 9 de agosto en sus redes, tras la inauguración.

Entre los productos que ofrece, se encuentran las deliciosas tortas, los scones de queso y hasta sándwiches de milanesa. Los argentinos que ya fueron de visita se reencontraron con sabores que extrañaban, aunque muchos fueron lapidarios con los precios y el tiempo que hay que esperar para encontrar mesa.

Cuánto cuesta comer en las pastelerías de Maru Botana

La comparación de precios entre los locales de Argentina y España es abismal. Aquí, un scon de queso cuesta $ 1050, mientras que en Barcelona se consigue a 4 euros, que a nuestro tipo de cambio serían $ 3112. Una medialuna de jamón, queso y mostaza también vale 4 euros, pero en Buenos Aires $ 1650.

El plato estrella es el sándwich de cuadril al horno y frío, con mayonesa de chimichurri, rúcula y cebolla tierna en pan pebete. Para comprarlo, hay que desembolsar 9 euros, unos $ 9000. En Pilar, por ejemplo, una ensalada de salmón, palta, semillas y huevo poche está $ 5500, y en Europa 13 euros.

Desafortunadamente, no todo fue color de rosa para Maru en esta nueva aventura, ya que algunas críticas fueron fulminantes. “El jugo de naranja 4,70€ no era natural y la mitad hielo. ¡Pésimo! Las tartas ricas, pero el brownie era 90% merengue y 5% dulce de leche… hay muchas tartas iguales o mejores en Barcelona y a menos precio que casi 10€ por porción. A trabajar más en calidad-precio”, fue una de las recomenaciones que le hicieron.

Sin embargo, hubo quienes agradecieron su desembarco para sentirse un poco más cerca de casa. “Para los amantes de la repostería, un lugar imprescindible para visitar. La gran Maru Botana nos regaló su simpatía. Fue una explosión de sabor. ¡Riquísimo todo! Muy lindo el local y excelente atención. Las tortas son una locura. Probamos el rogel, la cheesecake y unos bocaditos de cortesía que estaban tremendos. Se nota la dedicación que le pusieron al local, está muy lindo y muy bien ubicado”, señalaron sus fans. /TN

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí